TRT: TERAPIA DE REMPLAZO DE TESTOSTERONA

Post - terapia remplazo testosterona

Los últimos años el concepto de TRT ha despertado mucha curiosidad entre la comunidad Fitness, pero el entendimiento que se tiene de estas terapias es bastante limitado y la mayoría de la gente no entiende bien ni qué son, ni para qué sirven.

QUÉ ES UNA TRT

Una TRT (Terapia de remplazo de testosterona) es un tratamiento farmacológico destinado para tratar a aquellas personas con un bajo nivel de testosterona debido a una patología. La TRT se utiliza tradicionalmente para tratar el hipogonadismo, que se produce cuando los testículos no producen suficiente testosterona.

Hay dos tipos de hipogonadismo:

  • Hipogonadismo primario. La testosterona baja es el resultado de problemas en los testículos. Reciben gonadotropinas pero no se producen hormonas sexuales.
  • Hipogonadismo secundario. La testosterona baja es el resultado de problemas en el hipotálamo o la glándula pituitaria, no segregan gonadotropinas y las gónadas no las reciben.

El tratamiento para ambos casos el mismo, uso crónico (de por vida) de una dosis fisiológica de testosterona que te sitúe en los niveles que una persona sana presentaría. Por ello, el uso de una TRT en personas sanas no tiene ningún impacto positivo en el rendimiento. El uso de una dosis fisiológica de testosterona en personas sanas lo único que hará es cesar su producción de testosterona (suprimir el eje) y depender de la aportada exógenamente, no elevará sus niveles de andrógenos, por lo que, su uso en sujetos sanos, no tiene ningún sentido.

Quizás te preguntes, ¿y si hago una TRT con más dosis? Amigo, en ese caso ya no estás realizando una TRT si no un ciclo de testosterona en toda regla, donde si tendrás los efectos positivos que el abuso de andrógenos implica, con los correspondientes perjuicios para la salud que en esta sección suelo explicar.

NIVELES DE TESTOSTERONA A LO LARGO DE LA VIDA

El primer uso de este tratamiento no destinado a tratar una patología como tal, si no a mejorar la calidad de vida, es el usar estás terapias a medida que la producción de testosterona decae con los años de manera natural. Incluso teniendo un buen nivel de testosterona total, se pueden experimentar los síntomas de baja testosterona si no se tiene un nivel óptimo de SHBG y testosterona libre.

En todo caso, la edad es determinante. A partir de los 30 años aproximadamente el nivel de testosterona en los hombres empieza a descender lentamente a un ritmo de alrededor del 1% anual. La disminución del nivel de testosterona es un resultado natural del envejecimiento. Los síntomas de un déficit de testosterona pueden ser, entre otros:

  • Falta de deseo sexual
  • Perdida de la masa muscula y fuerza
  • Aumento de masa grasa
  • Perdida de densidad ósea
  • Descenso del hematocrito

En este caso el usar dosis fisiológicas de testosterona si puede tener un impacto positivo en tu rendimiento, ya que volver a tener el entorno hormonal de un chaval de 20 años, supone una mejora considerable de los niveles de testosterona para un adulto de más de 50.

Imagen 1. Incremento de la masa muscular en sujetos enfermos con deficiencia de testosterona tratados con una TRT. “Sinclair, M. et al. (2016). Testosterone therapy increases muscle mass in men with cirrhosis and low testosterone: A randomised controlled trial. Journal of hepatology.”

El uso de este tipo de tratamientos no es muy popular en España y es prácticamente imposible que te lo pauten en la Seguridad Social sin que exista una enfermedad. Sin embargo, es una práctica común en las clínicas privadas de Anti-aging, especialmente en América y personalidades de Hollywood y similares cuya apariencia es fundamental para su trabajo.

TRT Y CICLOS DE ESTEROIDES

La forma de periodización más común entre los usuarios hasta ahora ha sido el famoso esquema de ciclo y post-ciclo, que, básicamente, consistía en un abuso de esteroides y otros fármacos durante el ciclo para conseguir la máxima masa muscular posible, o una puesta a punto para competición y, posteriormente, se cesaba el uso de estos para comenzar a usar otros fármacos que les ayudasen a mantener lo ganado mientras esperaban a que su cuerpo recuperase los marcadores de salud que se habían visto alterados durante el ciclo y se recupera la producción de testosterona.

De este planteamiento surgen 2 problemas, primero, que la gente no entiende en que consisten las terapias post ciclo y segundo, que es un esquema ineficiente para progresar en el largo plazo si se quieren usar estas sustancias.

  • Como siempre digo, El PCT es un tratamiento farmacológico destinado a atenuar esta fluctuación hormonal que se produce cuando cesas el uso de hormonas, pero tu eje sigue suprimido. Se consigue esto elevando artificialmente tus hormonas a niveles normales mientras tu cuerpo trata de ser capaz de hacerlo por sí mismo. Así que no, el PCT no te “cura” per se, no se usa para recuperar ni hay ningún fármaco que haga esto. Que te recuperes, o no, finalmente está fuera de tu control y se verá condicionado por factores como tu genética, edad, qué has usado y por cuánto tiempo.
  • ¿Por qué el planteamiento ciclo post-ciclo es ineficiente?  Tras cesar el uso de esteroides durante un ciclo, en este enfoque tradicional la gente suele esperar un número (generalmente demasiado bajo) de semanas para que su eje hormonal se recupere. Este proceso es lento y no puede acelerarse. Lo habitual, incluso cuando se realiza PCT es que el entorno hormonal no sea adecuado para mantener las ganancias obtenidas durante el ciclo, haciendo que este modelo de periodización de AAS sea ineficiente, o directamente inútil, de cara a progresar en el largo plazo. Es por eso que muchos usuarios ya optan por abandonar la idea de tratar de lograr que su eje se recupere y, directamente, utilizan una terapia de remplazo de testosterona de por vida. De este modo, a lo largo del año realizan unos periodos de abuso (Blast) y al cesar mantienen sólo el uso de una dosis fisiológica de testosterona (TRT). De este modo el eje no se recupera nunca, pero siempre tienes unos niveles fisiológicos suficientes de testosterona.

TRATAMIENTOS ALTERNATIVOS

Para elevar los niveles de testosterona en el cuerpo, la principal opción es aportar directamente testosterona exógena al cuerpo, pero no es la única opción. Existen diferentes terapias que, según el fármaco empleado y su farmacodinamia producirán una estimulación en distintas glándulas del eje, para incrementar los niveles de testosterona.

Los dos principales fármacos empleados son:

  • Clomifeno: Este fármaco es un Modulador Selectivo del Receptor de Estrógenos (SERM) y lo que hace en este caso es  bloquear los receptores hipotalámicos del estradiol, lo que provoca el bloqueo de la retroalimentación negativa del estradiol, y en consecuencia se activa la secreción de gonadotropinas (aumentando la FSH y LH). Al encontrarse bloqueados, el estradiol no ejerce su función inhibidora y aumenta la producción de testosterona endógena como consecuencia. Obviamente no te va a servir de nada si hay cantidad suprafisiológicas de andrógenos ejerciendo su función inhibidora por otra vía.
  • HCG: La gonadotropina coriónica humana es una glicoproteína que, debido a su semejanza con la LH, estimula producción de testosteronala estimulación directa de las células de Leydig.  Igual que el Clomifeno, ayudará a restaurar la función gonadal en hombres con hipogonadismo secundario.

Nada de esto constituye un consejo médico ni recomendación del uso de ningún fármaco. Si crees que puedes tener un problema hormonal, consúltalo con tu médico. Desde aquí únicamente queremos aportarte información para que conozcas el lado oscuro del deporte y nadie pueda jugar con tu salud. El conocimiento es poder, úsalo con responsabilidad.

3 comentarios en “TRT: TERAPIA DE REMPLAZO DE TESTOSTERONA

  1. Buenísimo como siempre Granda!

  2. El uso de Clomifeno produciria supresión? Podría usarse como extra en caso de tener normal la testosterona?

    1. Hola Raúl, no produce supresión de tu testosterona, pero tampoco tendrá ningún efecto ergogénico en personas sanas, me temo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *